Ambientación


La idea principal que ha sido aceptada por los componentes del equipo es la siguiente:

"En un futuro cercano, en una gran ciudad cualquiera, la cultura ultra-consumista ha provocado un alarmante aumento de polución y residuos callejeros. Las zonas de almacenamiento de desechos han sido apartados de las calles más visitadas para ocultar así la basura de los medios de comunicación y de la gente "bien". Así, las zonas restringidas se han convertido en el hogar de la parte de la sociedad que ésta no acepta como suya: vagabundos, drogadictos, prostitutas, delincuentes, organizaciones ocultas... y basureros. 
El Departamento de Sanidad Ciudadana ha cobrado gran importancia debido a las medidas de seguridad que han de tener para llevar a cabo su trabajo. Las calles se han vuelto peligrosas, y los Nuevos Basureros han tenido que ponerse a la altura de las circustancias. Ingresar en el cuerpo del D.S.C. se ha convertido en un puesto tan importante, o más, que ser policía. Los reclutas son entrenados física y mentalmente para afrontar su trabajo y enfrentarse a los peligros con eficacia."


Ambientación

La historia transcurre en la ciudad de Collado Villalba, en el futuro (no está aún determinado el año). Las calles principales se han ampliado en todos los sentidos, mientras que el resto de calles son ahora callejones oscuros y sucios. 

La ciudad ha sido dividida por un movimiento tectónico, que ha partido Villalba diagonalmente, cortando la actual calle Real a la altura de la plaza de los Belgas. El río, en el futuro, no transporta ya agua, sino residuos, que cáen desde el nivel superior de la falla, al nivel inferior; es decir, que la que actualmente se conoce como estación de Renfe, está por encima de la zona del Canguro y el Zoco.
El actual barrio de El Gorronal es la zona rica de la ciudad, al haber aprovechado todas las ventajas de su gran nivel intercultural. El polígono industrial, debido a su intensivo crecimiento tecnológico ha crecido verticalmente, llenándose de rascacielos. Éstos, debido a la proliferación de los vehículos voladores, el horizonte en esa zona está lleno de siluetas rectangulares con objetos incrustados... vamos, que no quedan muchos edificios sin una nave o jet empotrado.

Las calles principales (Real, Batalla de Bailén, Honorio Lozano, etc) están enormemente avanzadas tecnológicamente, con unas altísimas medidas de seguridad e higiene (de hecho, de ello se encarga una corporación privada, que, en apariencia se dedica a mantener "limpia" la ciudad... pero no sólo en el higiénico...).

Las actuales estaciones (tren, autobús, etc) han sido sustituidas por medios de transporte más sofisticados (lanzaderas, teletransportadores, etc...)

Hay más detalles, algunos ya definidos, otros muchos por definir, que tienen que servir de base para que los distintos artistas puedan realizar historias coherentes e interesantes.

Aparte de los aspectos que intervienen en la localización, hay que determinar diversos aspectos de la vida en el futuro, desde la alimentación hasta la forma de pensar de los ciudadanos. Por ejemplo, los elementos "naturales", a pesar de que la publicidad dice lo contrario, ya apenas existen. En lugar de manzanas, ya sólo hay pastillas y barritas energéticas...

La cultura y su forma de transmisión ha cambiado. Los profesores dan clases por internet, en vídeo conferencias. Lo mismo pasa con los árbitros, que son meros hologramas (por no eliminar el tema "nostálgico"). Los partidos de futbol son ahora interactivos, en los que cualquiera puede jugar junto a sus ídolos... por un "módico" precio.

Estas y muchas más ideas irán saliendo según vayan realizándose historias. Lo importante es ir apuntando en una especie de "libro de estilo" las cosas que se van añadiendo a esta ambientación, para no contradecirla en siguientes historias.

La cara oscura de la ciudad

Pero mientras, por un lado, la tecnología y el manejo de las masas sociales mediante los medios de comunicación han llevado a una parte de la civilización hacia un nivel de vida bastante cómodo, el resto de la humanidad, que es la inmensa mayoría, ha pasado de tener un nivel de vida aceptable, a hundirse en la miseria. Los servicios que mantienen la clase alta han abandonado el interés por todo aquel que no puede pagar por ellos. Incluso algo tan básico como el mantenimiento de la limpieza en las calles de los suburbios ha sido omitido de las tareas rentables de las corporaciones limpiadoras.


La suciedad, el abandono y la oscuridad han hecho que todas las cosas que residían en lo más profundo del mundo, hallan encontrado el momento de salir al exterior. Lo que un siglo antes había sido descrito por las mentes más lúcidas, pero catalogadas por paranoicas, publicando sus sueños como cuentos de terror psicológico, como H. P. Lovecraft, ahora se tornan realidad, gracias a las radiaciones y mutaciones biológicas que la descontralada aluencia de deshechos en los subsuelos de las ciudades. Lo que hace un siglo eran terroríficas criaturas salidas de una mente desquiciada, no eran sino una premonición de lo que ahora es real.


Una nueva Era: Aries 

Jesucristo se ha convertido en el profeta de los ricos, el que perdona todos los pecados con tan solo "compensar" generosamente a la Iglesia. La era de acuario ha entrado en su recta final, a menos de 100 años del final de ciclo, con la Era de Aries acercándose y comenzando a ganar fuerza y adeptos. Al igual que al final de la Era de Capricornio (A. C. = Antes de Cristo), toda simbología y rito de los anteriores dioses fue destruido y sustituido por la creencía en un Dios único, ahora, cada día más "almas perdidas" se refugian en la esperanza en que un nuevo dios acabe con el Tirano en el cual han convertido a Jesucristo, paladín de los poderosos, los que poseen el Santo Dinero, aquel invento que ha marcado la distinción de clases y que ha llevado al 99,9% de la humanidad a la más absoluta miseria.

Pero el Dinero no es Dios. Es un invento de los humanos, y por lo tanto debe ser destruido. Se instauran nuevas formas de intercambio de mercancías y servicios, el dinero es quemado y no es aceptado los nuevos líderes y grupos sociales, porque el Dinero es El Mal.


No obstante, entre los nuevos líderes, mientras proclaman nuevas consignas, se guardan para sí cantidades incautadas importantes, ya que saben que aún es necesario el dinero para muchas cosas. Pero no pueden mostrarlo a su pueblo porque sería entrar en una contradicción que no llevaría a ningún sitio. Así, el dinero, aunque su credibilidad sea menor, aún tiene poder.

Como decíamos, una nueva era se acerca, la que, astrológicamente se denomina Era de Aries, que coincidiría con el año 2148 de la Era Cristiana, por haberse comenzado a contabilizar desde su inicio. La fecha es solo relativa, como demuestra que cada cultura tiene su propia cronología.

Aun no se sabe quién será el Nuevo Dios, o si volverán a ser varios dioses. Algunos piensan que vendrá del espacio, que solo un ser venido de otros mundos será quien nos enseñe cómo salir de nuestro propio planeta.

0 comentarios:

Publicar un comentario